Verdades y Mentiras de la Calefacción por Infrarrojos

Hace algunos años ya en IR Radiant nos embarcamos en este proyecto apasionante de dar a conocer la calefacción por infrarrojos en nuestro país, y tratar de mejorar con ella la vida de nuestros clientes. Entonces tuvimos que luchar contra algunos incrédulos. Gente que desconfió de esta tecnología, e incluso creyó estar ante otro cuento chino de tantos. Bien, el tiempo, y sobre todo, los resultados de un buen producto y una trayectoria profesional y honrada, han acabado refrendando nuestro trabajo. Hoy en día la calefacción por infrarrojos es ya una realidad entre las muchas opciones que tenemos a la hora de calefactar un espacio.

Ha llovido bastante desde entonces. Aun así, la polémica que acompañó en sus inicios al sistema de calefacción por infrarrojos no se ha desvanecido por completo. Antes bien ha mutado. Y, si antes se atacaba al sistema en sí, hoy en día vemos aparecer informaciones confusas e incluso algunos productos que, tratando de subirse al carro de la tecnología infrarroja, perjudican la imagen que tanto trabajo nos ha costado construir.

Es por eso que, en un intento de aclarar un poco las cosas y desmentir algunos mitos, hoy vamos a repasar algunas VERDADES Y MENTIRAS de la calefacción por infrarrojos que están circulando por la red.

consumo de calefacción por infrarrojos
consumo de calefacción por infrarrojos

No todas las estufas que emiten luz roja son de calefacción por infrarrojos.

Y viceversa. De hecho, las resistencias eléctricas son antiguas como mi abuela, y no tienen nada que ver. La diferencia estriba en el modo de transmitir el calor. En el caso de las resistencias es por convección (calentando el aire del entorno). Por contra, en el caso de la tecnología por infrarrojos de onda corta es por radiación. Esto es, produciendo el calor directamente en el cuerpo sobre el que incide, tal y como calienta el sol en un frío día de invierno. Esto hace que el calor se utilice allí donde hace falta, y no se disperse en el ambiente, lo que produce el ahorro del que estamos tan orgullosos.

¿Dónde radica el misterio? En el material del que están hechas, por supuesto. Es ciencia, no magia. Por otro lado, la calefacción infrarroja de onda larga no produce luz alguna. Como puedes ver en nuestro catálogo, hay varias opciones. Cada una de ellas está pensada para un uso específico sobre el que podemos aconsejarte.

Las placas de calefacción pueden colocarse en la pared, como radiadores.

En sí misma esta no es ninguna mentira, sólo es una muestra de mal uso de esta tecnología. Colocada en esta posición puede perder en torno a un 30% de eficacia, porque parte del calor se dirige hacia el techo y se desperdicia. La razón es que las placas de calefacción por infrarrojos emiten la radiación en un ángulo de 45º en torno a la superficie radiante. Además, calienta aquello que está en su radio de acción directa. Para aprovechar al máximo el calor que genera es necesario que se coloquen en el techo, desde donde se “ven” los objetos a calefactar en un ángulo apropiado y sin obstáculos.

Las placas pueden decorarse “a voluntad”

La tecnología por infrarrojos es resultado de estudios que han determinado el diseño, los materiales y los mejores acabados para sacar el mayor rendimiento posible a las placas. En IR Radiant calefacción por infrarrojos somos FABRICANTES, por lo que estamos en disposición de estudiar cada caso y ofrecer soluciones a medida dentro de un margen y sin perder de vista las propiedades del producto.

Existe un ratio de W/m2 para calcular las placas.

La eficacia de las placas depende de una serie de factores que es necesario estudiar en cada caso. Es función de la zona climática donde esté situada la vivienda (en concreto en España hay hasta cinco zonas diferentes), la orientación, las dimensiones de la estancia y las características de la misma. Es por eso que, en contra de lo que sería más sencillo para nosotros, no ofrecemos las placas sin un estudio previo. Ponte en contacto con nosostros, y nuestros técnicos estudiarán tu caso de forma gratuita y sin compromiso.

calefacción por infrarrojos

El vender placas sin más, sólo conlleva clientes insatisfechos y mala prensa para un producto que llevamos mimando desde el primer día que sacamos al mercado y del que nos sentimos enteramente responsables y orgullosos. El único caso en el que sería aplicable, quizás, es en el caso de las PLACAS BAJO MESA. Teniendo en cuenta las dimensiones de una mesa común y la poca altura de la misma, nos atrevemos a aconsejarla sin ninguna reserva acerca del resultado que obtendrá desde el primer minuto de uso.

Bueno, nos hemos alargado un poco, pero merecía la pena, sólo por desmontar mitos y leyendas en torno a un producto que, bien usado, puede ser la solución perfecta a los problemas de calefacción en su hogar o su negocio.



4 comentarios

  • Jose Antonio García Martín

    Que precio tiene?

    • ir-radiant

      Buenas Jose Antonio,

      Puedes mandarnos un email a la dirección de correos que aparece en la web y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible para ver tu caso concreto, de forma totalmente gratuita y sin compromiso.

      saludos

  • Pedro Álvarez de Toledo

    De acuerdo. Pero como cualquier otra onda del espectro electromagnético cuantificable y medible, y en función de las propiedades de materiales determinada su capacidad emisiva por unidad superficie y de la potencia consumida su eficiencia

    • ir-radiant

      Buenas Pedro

      creo que tu mensaje no está compelto, por algún motivo. No dudes en escribirnos un email con cualquier duda que tengas, y nos encargaremos de aclararla sin problemas.

      saludos

Deja un comentario